¿Se puede fallar en un test de drogas con humo de segunda mano?

Autor: Tim Kohut Fecha del Autor: 12 de diciembre de 2019

0
141

 

Un toque de segunda mano podría ser demasiado.

¿Puedes fallar un test de drogas por el humo de segunda mano de la marihuana?

Muchos entenderán como ¿Hornearte puede causar un positivo en tu doping?

Por lo general, las pruebas de drogas tienden a poner en peligro la carrera profesional de las personas que consumen marihuana.

En la mayoría de los casos, son las personas que fuman marihuana, ya que el componente de THC del cannabis permanece en el sistema del usuario durante varios meses.

Sin embargo, un estudio reciente muestra que incluso ciertos no fumadores no están completamente a salvo de la ira de una prueba de drogas.

Las implicaciones de un toke de segunda mano

Según un nuevo estudio en la Universidad de Calgary, el THC se puede detectar en el cuerpo después de solo 15 minutos de exposición al humo de segunda mano, así que asegúrese de conocer bien los tiempos de detección de marihuana.

Así es, solo un toke de segunda mano puede ser la diferencia para que consigas el trabajo de tus sueños, ya que el informe señaló que sus hallazgos podrían ser especialmente problemáticos para las empresas con una política de tolerancia cero hacia las drogas.

El estudio, publicado en el Canadian Medical Association Journal Open, concluyó que las personas expuestas al humo de segunda mano en un área con poca ventilación, como un sótano, cocina o dormitorio, con las ventanas cerradas, podrían dar positivo en una prueba de drogas ,de igual manera el famoso HOTBOX que seria encerrarte en el carro mientras fuman un cigarro o blunt de marihuana, hasta llenarlo completamente de humo.

Pero los resultados no terminaron ahí. El estudio también sugirió que el humo de segunda mano puede hacer que el sujeto sienta los efectos psicoactivos del cannabis. O en términos más simples, ser drogado de segunda mano.

“La exposición al humo de marihuana de segunda mano conduce a los metabolitos de los cannabinoides en los fluidos corporales, y las personas experimentan efectos psicoactivos después de dicha exposición”, determinó el estudio.

Quizás la única diferencia entre una ficha de segunda mano y una real es el tiempo que lleva salir de su sistema. Por lo general, los fumadores únicos requieren un período de tiempo de cinco a ocho horas para garantizar una prueba de drogas negativa, pero se estimó que el THC de segunda mano podría permanecer en el cuerpo entre 24 y 48 horas.

De todos modos, tener que esperar cualquier cantidad de tiempo podría resultar problemático para aquellos que se encuentran como invitados sorpresa en una buena y anticuada caja caliente (HotBOX)

Cómo sacarlo rápidamente de su sistema

Si resulta ser víctima del temido “toke de segunda mano”, no todo está perdido. Afortunadamente, hay algunas formas diferentes de sacarlo de su sistema de manera rápida y eficiente.

Para empezar (si esto ya no es dolorosamente obvio), si aún no ha salido de la habitación, hágalo de inmediato. Cuanto menos humo de segunda mano, mejor. Si por alguna razón esto es imposible, obtenga un poco de ventilación muy necesaria en la habitación. Según un estudio separado, los fumadores de segunda mano colocados en un escenario de “caja caliente” sintieron leves deficiencias y dieron positivo por THC en la orina. Por otro lado, los no fumadores ubicados en un área bien ventilada se jactaban de niveles significativamente más bajos del componente de cannabis por completo.

“Aquellos en la condición ventilada tenían niveles mucho más bajos de THC en la sangre, no se sentían alterados o pachecos, y no dieron positivo para THC en la orina”, concluyó el estudio.

Por supuesto, este tipo de medidas son más preventivas que cualquier otra cosa. Si ya es demasiado tarde, lo mejor que puede hacer es esperar. Desafortunadamente, un escenario tipo hotbox puede causar que aparezcan pequeños rastros de THC en la orina 22 horas después de la exposición. Siempre puede intentar reprogramar las próximas pruebas de drogas para un día después, pero esto no siempre es realista. En su lugar, trate de tomar tantos líquidos como sea posible. El agua (idealmente, alrededor de 2-3 litros) y / o bebidas con alto contenido de electrolitos como Gatorade o Pedialyte eliminarán su sistema y acelerarán el proceso.

La vitamina B es otra opción. A diferencia del agua y otros fluidos, esto no elimina completamente el THC de su sistema, pero lo enmascara. Y teniendo en cuenta que en realidad no fumaste marihuana, deberías estar bien. Puede recoger vitamina B-2 o B-12 en su farmacia local. Tome 50-100mg de cualquiera de los suplementos unas horas antes de su prueba para obtener los mejores resultados.

Por supuesto, tampoco está de más combinar todos los métodos mencionados solo para estar seguros.

La base del estudio fue comprender mejor los riesgos para la salud pública asociados con el cannabis. El estudio sugiere sanciones que reflejan de cerca las regulaciones preexistentes del tabaco en Canadá.

“La alineación de los estatutos sobre el consumo de tabaco y marihuana, con un enfoque de política coherente para la exposición al humo de cualquier tipo, puede dar lugar a las políticas públicas más efectivas”, sugirió el informe. “Por ejemplo, deben considerarse los estatutos que prohíben fumar en espacios interiores como bares y discotecas y en espacios exteriores compartidos como playas o parques”.

Este informe contradice estudios previos que determinaron que es muy difícil pasar una prueba de drogas simplemente estando cerca de personas que fuman. Sin embargo, esos hallazgos no necesariamente tienen en cuenta las áreas mencionadas de mala ventilación.

Sin embargo, el último estudio admitió que era necesaria más investigación para determinar los efectos a largo plazo del humo de segunda mano. Pero para aquellos que puedan preocuparse por las posibles repercusiones a corto plazo, asegúrese de consultar las diferentes formas de pasar una prueba de drogas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here